jueves, 19 de abril de 2018

Consecuencias de Unamuno y el refranero español. Coldplay

Página Facebook Seguir desde G+ Nuestra lista en YouTube Rss

Coldplay. Clocks

Miguel de Unamuno dijo un día una frase: "el progreso consiste en renovarse", ésta fue apropiada y adaptada por el vulgo como: "renovarse o morir", con tal éxito que se incorporó al rico refranero español. Es lo que nos ha pasado en Musicae Memorandum tras cinco años de andadura nos lo hemos planteado, viendo pros y contras hemos decidido hacer caso al bueno de Unamuno por varios motivos.

Después de unos días de relajación y por motu proprio, vamos a meternos con la música del siglo XXI sin perder nuestra propia identidad, la trataremos como a un invitado, un respetado convidado de piedra. Primero porque nos apetece asomarnos un poco más allá de la mitad de la centuria pasada; segundo por escuchar cosas más nuevas en un terreno que, por lo menos para mí, es algo más pantanoso. Me ilusiona descubrir grupos mucho más actuales, y por los que conozco sé que los hay y muy buenos, aunque creo que, para mi gusto, en menor medida; tercero por seguir dando guerra y porque (como se mal dice en el argot actual) nos pone, así de simple, tampoco hay que dar muchas más excusas. Habrá pequeños cambios, espero sean para bien, tanto para nosotros como para vosotros, y comprobar de paso la certeza de aquel otro refrán: "Haciendo y deshaciendo, se va aprendiendo".


He elegido esta canción de Coldplay, Clocks, porque viene al pelo para marcar la hora de este pequeño cambio ("ocasión perdida, no vuelve más en la vida"), pero sobre todo porque me parece uno de los temas más bonitos del nuevo milenio.

Coldplay. A Rush of Blood to the Head
Apareció en el segundo álbum de la banda, A Rush of Blood to the Head (2002), en la quinta pista, otra cosa a la que me tengo que acostumbrar es a cambiar el chip con los vinilos, fue de los primeros en llegar a mi todavía exigua estantería de CDs. Me costó 18 de los flamantes euros, tres mil pelas, un precio que se me antojó bastante caro, incluso cuando había ido a la tienda (Carrots) con la esperanza de hacerme con un recopilatorio de los Beatles tras el que llevaba tiempo, aquel azul de 1967-1970, pero valía 24 pavos y los discos de los Fab Four no bajaban de precio. Así que "a grandes males, grandes remedios" me dije, lo compré sin oírlo y me gustó sin más, eso sí, este tema de hoy y God put a smile upon your face me encantaron.

Clocks ya la había escuchado por las ondas de radio, la asociaba a algo nuevo de los U2, pero estaba totalmente equivocado y además -según Chris Martin, el vocalista y teclista- se había inspirado en Muse para crear ese maravilloso ostinato de piano, Jon Buckland remataría la jugada con los acordes de guitarra, Guy Berryman y Will Champion marcarían unos sencillos ritmos repetitivos al bajo y a la batería, y no obviemos el grandilocuente juego de sintetizadores. Una estupenda creación de los cuatro miembros de la banda, "el trabajo bien hecho da alegría en el pecho", resultando una preciosa melodía, plena de pasión, sentimiento y potencia.

Inicialmente Cloks no estaba pensada para este álbum, no estaban muy conformes con el disco, no les acababa de convencer, de hecho aplazaron el lanzamiento hasta que el mánager Phil Harvey la escuchó y les conminó a terminarla e incluirla en la grabación, todo un acierto. Su lanzamiento como sencillo fue al año siguiente, en el 2003, con Animals y Crest of Waves en la cara B, por cierto y aunque sea una "verdad de Perogrullo, que a la mano cerrada la llamaba puño", bien es sabido que los nuevos formatos digitales, tuvieron mucha culpa (o toda) de la fulminante desaparición de aquellos socorridos y añorados singles, los Long Play han sabido mantenerse mejor en su anónimo cautiverio, hasta todavía se les espera.

En cuanto a la letra, lanza certeros dardos envenenados con preguntas a diversos puntos de vista elementales sobre la vida y la muerte, insta a aprovechar nuestra existencia al máximo con la inevitable obsesión de su final. Los relojes evocan el tiempo tan estructurado y limitado que tenemos como humanos para vivir, siempre con un halo de esperanza en algo más, "cuando una puerta se cierra, ciento se abren". Un optimismo característico de Coldplay en sus desgarradores mensajes sobre la tristeza humana, el amor o el éxito.

Bueno, pues la canción arrolló, salió en series de televisión, vendió muchísimo, apareció en todas las listas del mundo, premios Grammy,... patatín y patatán. Pienso que es el mayor logro de Coldplay y uno de los mayores de este nuevo milenio musical, por lo que ha tenido el honor, ya veremos si dudoso o no, de desvirgarlo en este nuevo periplo de MM. "No es posible prevenir misterios del porvenir".


Nada más, saludos y recordad de bajar el volumen al salir

17 comentarios :

  1. Los siglos o décadas no son fronteras artísticas estrictas que deban limitar el disfrute de la música en el modelo tan curioso que desarrolláis.

    Me gusta vuestra nueva iniciativa.

    ¡Ánimo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se complica si eres cincuentañero como yo, haremos lo que podamos. Lo importante es mente ancha y oídos abiertos :-P

      ¡Ya me lo dirás bribón!

      Abrazo

      Eliminar
  2. En honor a la verdad he de decir que nunca he sido muy consciente de la limitación que os habíais autoimpuesto en los estatutos fundacionales de Musicae Memorandum. Prueba de ello es que para mi colaboración del 5º Aniversio elegí un tema de 2009.
    Coincido en que tal acotación no era estrictamente necesaria. No se pueden poner límites a la modernidad, como no se pueden poner límites al campo. Un tema publicado ayer puede perfilarse perfectamente como un clásico, aunque sea necesario el paso del tiempo para consagrarlo.

    Así pues, aprovechando que la ocasión la pintan calva, que no hay mal que por bien no venga y que más vale pájaro en mano que ciento volando, solicito formalmente que me reservéis ese temita de 2009 para mi colaboración del próximo año, porque nunca es tarde si la dicha es buena y más vale lo bueno conocido que lo malo por conocer. Contáis con mi absoluto beneplácito. A lo hecho, pecho. Zaragoza no se conquistó en una hora. Porque las cosas de palacio van despacio; aunque sea a Dios rogando y con el mazo dando.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "El que madruga... se encuentra todo cerrado" o "no por mucho amanecer se madruga más temprano", muy pronto la has pedido. Es algo que queremos poner en marcha cuando resolvamos algunos problemas técnicos que nos acucian. Cuando llegue el momento veremos si ampliamos el periodo temporal, ya comentaba que se le va a dar un trato especial, nuestra idiosincrasia era y es la segunda mitad del siglo XX, así nació Musicae. Por supuesto tendremos en cuenta vuestras observaciones.
      Ya sabes, "es mejor prevenir que amamantar". Abrazo

      Eliminar
    2. Donde hay patrón no manda marinero, y yo ni siquiera pertenezco a la tripulación; podría considerarme, a lo sumo, un ocasional invitado. Mi respeto por el rumbo que acabéis tomando y mis excusas por el exceso de precipitación ;)

      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
    3. Zaragozaaaaa...?

      ´Pa mí que fue Zamora ;)

      Eliminar
    4. Pues ahí, precisamente está la gracia, Jake ;)

      Eliminar
  3. Yo tampoco sabía lo del siglo. Yo sería más radical casi acabar de reseñar música en 1979.
    Pero pienso que hacéis muy bien en ampliar horizontes. Os lo digo yo que cuando titulé mi blog puse puntos suspensivos y alguna ves he explicado que en ellos cabe todo, lo que me apetezca o sorprenda.
    En cuanto al tema de Coldplay es una canción resultona y muy buena. Resulta que por mas peros que le pongo a este grupo a priori, la realidad es que tiene canciones indiscutibles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nadie sabía de verdad lo del siglo pasado? Es una seña nuestra de identidad!! :(
      Es igual lo importante es que te guste lo que escuchas o por lo menos que no te dé ictericia, como a la mayoría que pasamos por aquí el reggetón.
      Tú también creo que eres más de músicas de antes que de ahora, lo digo por el Blues y el Jazz que veo por tu sitio. Aunque hay que reconocer que hay mucho Blues bueno actual que igualmente me gusta.
      Coldplay no me vuelve loco, pero sí, tampoco me desagrada.
      Saludos Lrotula

      Eliminar
  4. Me sumo a los que desconocían, hasta ahora, vuestro acotamiento temporal y me parece muy bien vuestro nuevo rumbo: de hecho, creo que me servirá para conocer cosas que se están haciendo ahora y que me puedo estar perdiendo precisamente por tener la vista puesta en los años 70, 80, 90... Yo sería incapaz de centrarme sólo en el nuevo milenio, la verdad, aunque gente jovencísima como Greta Van Fleet me tengan flipado últimamente.
    Me gustan Coldplay moderadamente: tienen temas increíbles, como este Clocks o, mi favorito, Talk, pero escuchar un disco entero de ellos se me acaba haciendo un poco pesado.
    Bueno chicos, pues enhorabuena por los cambios y mucha suerte con este nuevo horizonte que os ponéis.
    Un abrazo!!! Salute You!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un colaborador destacado como tú tampoco lo sabía? Madre mía! Me voy a dedicar a la cría de capones ;)
      Talk no está tampoco mal y alguna otra más, tampoco creo que me vuelva a hacer con algún disco de Coldplay a menos que sea un recopilatorio.
      Gracias por tus buenos Alex. Abrazo

      Eliminar
    2. Buenos deseos, quería decir.

      Eliminar
  5. Un grupo que me da una de cal y dos de arena. A mi sólo me gusta entero su disco Viva la Vida. Los primeros me parecen muy, muy cansinos. Alguna cosilla muy puntual pero vamos. Y lo he intentado varias veces. Que coste en acta!
    Saludos sintéticos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, hay gustos para todo. Para mí Viva la vida rompe con su estilo musical e influencias, yo prefiero su primera etapa.
      Lo que es cierto es que no despiertan indiferencia, puse esta publicación en distintos grupos de Google+ como acostumbro a hacer y me llovió de todo; desde comentarios homófobos hasta intolerantes empedernidos, eso sí siempre en inglés. Desde entonces les tengo algo más de empatía (no importa, pero me considero hetero y tolerante).
      Abrazo

      Eliminar
  6. Amino Nostromo.
    Nunca entenderé esas luchas encarnizas por grupos o artistas. A mi me pasa mucho por el face. Que me guste alguien o que no me guste, no significa nada.
    Pero la gente se toma lo de defender a los grupos que les gustan como si les fuese la vida en ello. Y utilizan descalificaciones y, por supuesto, dan por hecho que no tienes ni puta idea porque no eres afín.
    Con lo bueno que es que no todos coincidamos y estemos de acuerdo.
    Intercambiar pareceres, opiniones, siempre y cuando se haga de una manera educada, es edificante y enriquecedor.
    Saludos sintéticos.

    ResponderEliminar
  7. La verdad es que la recomendación del amigo Raúl ha sido muy acertada. Gran blog, estaré pasando con frecuencia, aquí hay mucho para seguir enriqueciendo el espíritu.Hoy casualmente he subido en Soonatas algo de Coldplay, un poco de Yellow https://wp.me/p7Z6sO-Re Saludos !!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenido Edy y gracias.
      He dado un garbeo por Soonatas y me parece muy interesante y ameno. Volveré!
      Saludos

      Eliminar

 
Un invento de Jakesnake, Nostromo & Oloman | CONTACTO | Diseñado por Oloblogger