miércoles, 25 de septiembre de 2013

La canción de mi vida, de mucha gente. Year of the cat

Página Facebook Seguir desde G+ En Twitter Nuestra lista en YouTube Rss

En Year of the Cat, Al Stewart cuenta la historia de un turista que conoce y se enamora de una muchacha hippie en un mercado.
Ficha
Nombre: Year of the cat (El año del gato)
Intérprete: Al Stewart
Publicación: 1976
Autor: Al Stewart / Peter Wood
Género: Pop / rock / folk

Bonus track:
Vintage Lounge Orchestra
Casablanca
Extendida subtit.
Referencias:
Al Stewart
Historias de una canción
Wikipedia


Estamos ante la CANCIÓN DE MI VIDA de mucha gente, SÍ con mayúsculas así de tajante y contundente. En 1977 y varios años después, era la reina de las pistas de baile cuando existían las discotecas como tal, con sus bolas de espejos, olor penetrante a ambientador y el humo como señor del ambiente. A muchos parecerá que estoy hablando de otro siglo, y es cierto, tampoco hace tanto, pero casi seguro que sus progenitores la habrán bailado "agarrao", no había Dj (disyóquey, pinchadiscos), que se preciara, que no pinchara sus surcos...preguntad, preguntad.

Y después de esta disección lúdico-histórica, vamos con la música que es lo que nos interesa. Year of the Cat fue co-escrita por Al Stewart y el pianista Peter Wood, producida por el ingeniero Alan Parsons y grabada en los archifamosos estudios Abbey Road en Enero de 1976, e incluida en el álbum homónimo. Después sería lanzada como single teniendo una gran repercusión mundial. De nacimiento se llamaba Foot Of The Stage, Stewart la escribió en 1966, después ver una actuación del comediante Tony Hancock, por lo visto un desastre de hombre y de artista, pero al morir Tony trágicamente, la canción no vio la luz. Pero guardó la música a la espera de encontrar una letra, cosa que ocurrió un día viendo la película Casablanca y pasó a llamarse como se hizo famosa, por coincidir, según la astrología vietnamita, con el año del gato. Definitivamente cuenta la historia de un turista que conoce y se enamora de una muchacha hippie en un mercado. Ambos pasan una noche de pasión, pero a la mañana siguiente el poco espabilado turista pierde su autobús y se queda.

Musicalmente esta estupenda canción contiene largas secciones instrumentales dependiendo de la duración de las versiones, las hubo hasta de más de 6 minutos. Estas secciones incluyen un solo de violín, de guitarra acústica y eléctrica y un solo de saxo que tocó el propio Alan Parsons. Se convirtió en el primer single del escocés Al Stewart en entrar al Top 10 de las listas en EE.UU.


2 comentarios

  1. De esos temas que, cuando suenan, te agrada escuchar.
    A mi me parece un temazo. Bonito y entrañable.
    Saludos sintéticos.

    ResponderEliminar
  2. ¿La canción de tu vida?¿Enamoramiento juvenil con los Bee Gees?¿Estamos ante una salida del armario? Bueno, no pasa nada, pero yo que tú, saldría de un sinfonier en vez de un armario. Es por aquello del glamour. Bromas aparte, me apunto a la canción, y al productor, cuyos méritos en esa faceta son muy desconocidos por el gran público, y desde mi punto de vista, mucho mas transcendentes que los musicales, que no son pequeños precisamente.
    Esta canción era la del momento crítico de aquello de sacar a la chica a la pista. ¿Bailas? O tempora, o mores...
    P.D. Para los que ya ni siquiera vamos al geriatra, pues nos mandan al paleontologo directamente, pongo en primer lugar a Samba Pa Tí. Y obligaría a a todo el mundo a escucharla en el concierto de Montreux 2011. Buscad en Youtube. Una vez hecho esto, os pueden administrar tranquilamente los santos óleos, que ya nada os volverá a llenar igual en vuestras musicales vidas. Salvo que resucite John Bonhan y vuelvan los Zeppelin.

    ResponderEliminar

 
Un invento de Jakesnake , Nostromo & Oloman | CONTACTO | Diseñado por Oloblogger